ActivismosDerechosDestacadas

Miles de santafesinas gritaron «vivas, libres y soberanas nos queremos»

Más de 4500 mujeres se hicieron presentes en la marcha en Santa Fe por el #8M, Día de la Mujer Trabajadora. Las consignas giraron en torno a la feminización de la pobreza, la violencia de género y los derechos sexuales y reproductivos.

Más de 4500 mujeres se hicieron presentes en la marcha en Santa Fe por el #8M, Día de la Mujer Trabajadora. Las…

Publicado por Periódicas en Sábado, 9 de marzo de 2019

Banderas, bombos, carteles, bicicletas y mucho glitter portaron las más de 4500 mujeres que se apoderaron de las calles en la marcha por el Día de la Mujer Trabajadora este 8 de marzo. Bajo un cielo amenazante que se fue despejando con el correr de las horas caminaron las 14 cuadras propuestas por la organización encabezada por la Mesa Ni una Menos Santa Fe (NUM).

El día comenzó con el Paro Plurinacional de mujeres, travestis, transexuales y lesbianas que se llevó a cabo durante toda la jornada y al cual se adhirieron las asociaciones de trabajadores en distintas modalidades. A las 16.30 estaba pautada la convocatoria para el inicio de la marcha en la Plaza del Soldado. La columna, que ocupó unas cinco cuadras de largo, estuvo encabezada por las banderas de NUM y de la Campaña Nacional por el Derecho al Aborto Legal, Seguro y Gratuito y fue seguida por diferentes agrupaciones partidarias, barriales, gremiales, sociales y también por militantes independientes. El recorrido pasó por la Municipalidad, la Legislatura provincial y finalizó en la plaza 25 de Mayo, frente a los edificios que ocupan los poderes judicial y ejecutivo provincial.

Un documento, muchas voces

«Este 8M la tierra volverá a temblar. Hermosa polifonía multicolor de puños en alto y pañuelos al cuello que nunca más podrá ser amordazada», así dio inicio el documento que se leyó en la plaza y al cual le pusieron voz representantes de diferentes agrupaciones.

Seguidamente se reafirmaron como «inmenso movimiento plural y diverso de mujeres, lesbianas, travestis y trans que asusta y asombra porque no puede ser encasillado ni disciplinado. Juntas vamos a lograr cambiar las prioridades políticas, la justicia, la forma de producir, de relacionarnos, de desear, de vivir».

Denunciaron las injusticias «viejas en contextos nuevos» y pusieron como ejemplos los casos de Berta Cáceres, Marielle Franco y Milagro Sala.

La mujer en el contexto económico y político

La feminización de la pobreza fue eje central al resaltar las políticas neoliberales dictadas por el FMI, los despidos y la precarización, el desbalance en tareas de cuidado, las magras jubilaciones, los agronegocios, la caída del consumo, el aumento de los alquileres, los tarifazos.

Pero también hubo lugar para las denuncias hacia el movimiento antiderechos, «que con aseveraciones mentirosas pretende difamar la lucha feminista, al mismo tiempo que fomenta la intolerancia que lleva a los crímenes de odio contra lesbianas, travestis y trans, la que favorece los embarazos adolescentes y que defiende la clandestinidad del aborto que se lleva la vida de las mujeres más pobres».

En este mismo sentido, se remarcó la injerencia de las Iglesias en el Estado, «decisivo para que el aborto seguro legal y gratuito no fuera un derecho consagrado por ley, para que Educación Sexual Integral, ley nacional, no se implemente en todas las jurisdicciones y que  en Santa Fe  el proyecto de ley se encuentre trabado en el senado provincial, que  conspiran con la anuencia de gobiernos e instituciones para impedirnos el real ejercicio de nuestros derechos sexuales, reproductivos y no reproductivos y responsables junto a ministerios  y profesionales objetores de conciencia de la tortura de niñas a las que obligan a parir en flagrante violación de todos sus derechos y garantías».

Las más vulnerables

La violencia también estuvo dentro de los ejes centrales y se puso la lupa sobre los sectores más vulnerables: personas con discapacidad, mujeres, lesbianas, travestis y trans.

El arte y la comunicación también se pusieron bajo el foco: «denunciamos la falta de promoción de nuestros contenidos y obras, la masculinización de los enfoques informativos en los espacios de opinión y de exhibición artística lo que configura una visión parcial de la realidad».

Qué cambios se proponen

Finalmente manifestaron: «Si nuestro trabajo no vale, produzcan sin nosotras. Si cada una de  nuestras  vidas vale $11, los hacemos responsables de cada violación, de cada muerte, de cada abuso, de cada piba desaparecida. Ahora que sí nos ven, aquí estamos de pie, contra todas las violencias machistas, la brecha salarial y por el reparto de los cuidados».

Para cerrar las oradoras puntualizaron las demandas:

  • Aborto legal, seguro y gratuito.
  • Separación Iglesia y Estado.
  • Aplicación efectiva de la Interrupción Legal del Embarazo.
  • Sanción de las leyes de Educación Sexual Integral, Cupo laboral trans y Paridad.
  • Reglamentación de la ordenanza de emergencia social y alimentaria  y de la declaración de la misma a nivel provincial.
  • Fiscalías especializadas en femicidios, lesbofemicidios, travesticidios y transfemicidios.
  • Protocolos para atención de víctimas de violencia a víctimas de violencia a mujeres, travestis y trans con discapacidad.
  • Efectiva aplicación de la Ley 26.485 de Protección integral para prevenir, sancionar y erradicar la violencia hacia las mujeres. Y de la provincial Nro. 13.348
  • Adhesión de la provincia a la denominada Ley Micaela que obliga a funcionarios y trabajadores de los tres poderes del estado a recibir capacitación en materia de género.
  • Desmantelamiento de las redes de trata y prostitución, y restitución de los derechos a las víctimas.
  • Justicia para las compañeras asesinadas y basta de impunidad a violadores, acosadores,femicidas, travesticidas, violentos, tratantes y proxenetas.
  • Justicia para Natalia Acosta a 10 años de su desaparición.
  • Derogación de todas las leyes represivas.
  • Abajo las políticas de ajuste.

El polifónico discurso concluyó al grito de «Vivas, libres y soberanas nos queremos. Viva la lucha del heroico movimiento feminista», acompañado por aplausos, cánticos y puños en alto.

Sin arte no hay revolución

Además de la lectura del documento se llevaron a cabo en la plaza diversas actividades artísticas y culturales: la sobreviviente Bernarda Massolo leyó un poema que la sostuvo en sus días de internación; el colectivo Cardumen Fem realizó la performance «Pornolimpieza» (creada por Clara María Abad e inspirada en un texto de Paul Preciado); actuaron las músicas Elina Goldsack, Natalia Perez, Negra Niere y Ana Suñé; tocó el Colectivo de Mujeres Murguistas; Agustina Mignone pintó en vivo; intervinieron las escalinatas de la Casa de Gobierno mujeres del Frente Feminista de Artistas y Trabajadoras de la Cultura y cerraron las dj’s Vülvas Soul.

Cobertura fotográfica: Titi Nicola y Gisela Curioni
Redes sociales: Lucía Medina, Marcela Monserrat, Beba Córdoba
Audiovisual: Carolina Robaina, Juliana Barrientos, Valeria Tonero, Belén Degrossi